trabajo

010192

¡Hola!

Somos Raúl y Cristina y estamos detrás de Perfect Day Wedding Designers. Nos dedicamos al diseño y la organización de bodas un tanto especiales… nos encanta romper los esquemas de las bodas tradicionales además de aportar ese toque de personalidad que hará que la boda sea vuestra, solo vuestra. Nuestro principal objetivo es que vuestra boda tenga vuestra esencia y os identifiquéis con todo tal y como sois.

Cristina:

“Tras dedicarme algunos años al mundo nupcial (concretamente al mundo de la novia) me di cuenta que no era suficiente, quería más… Después de pensarlo mucho, decidí formarme con los mejores y emprender esta gran aventura que no sería posible sin mi otra mitad. Soy la que se encarga de buscar y tratar con todos y cada uno de los proveedores, de las sesiones preboda, de dar mil vueltas al diseño de vuestras invitaciones, de buscar los mejores detalles de vuestros invitados y como no… de diseñar toda la estética del evento así como preparar el timming de vuestro gran día. Es decir, seré vuestra hada madrina.

Me encanta la decoración, restaurar muebles antiguos, inventar, diseñar bodegones, mezclar estilos para crear uno propio… Me pirran las flores y el olor a dulce… ¡Y como no, soy adicta a las redes sociales! Además de compartir trabajo comparto con Raúl mi vida, mi día a día.”

Raúl:

Él es la parte técnica de este proyecto, sin él no había bodas en Perfect Day…

“Apasionado de la montaña, el bricolaje, el deporte y la tranquilidad, me encargo de toda la parte técnica de las bodas además de encontrarme reliquias para restaurar. Sí, soy yo el que corta maderas, carga palets, y cuelga guirnaldas y banderines, ¡no se me resiste nada! Soy el encargado de descargar y cargar la furgoneta y de poner un clavo para que el viento no nos gane la batalla haciendo caer parte de la decoración. A parte de toda la parte logística me encargo de coordinar vuestro día B junto a Cristina para que todo salga redondo, ese día soy el gran amigo del novio, y acabo convirtiéndome en Mc Giverg, el chico para todo…”